Cultura Calima -Antecedentes

   

Cultura Calima
Antecedentes
En el área Calima, al noroeste de Cali, la arqueología ha recuperado más de 9000 años de historia hallando vestigios superpuestos de distintas sociedades que habitaron la zona en períodos sucesivos : el Precerámico de los primeros pobladores seminómadas, y los denominados Ilama, Yotoco y Sonso, entre los grupos sedentarios
Cazadores y recolectores
Desde hace 9000 años, la zona Calima fue ocupada por bandas de cazadores y recolectores que vivían de la recolección de vegetales silvestres y del cultivo incipiente de algunas plantas. Sobre aterrazamientos naturales del río se han encontrado sus viviendas cercanas a quebradas de agua permanente donde pescaban y obtenían piedra para sus herramientas.
Este período de 7.500 años se distingue arqueológicamente por la ausencia de objetos de cerámica.
Fabricaron recipientes de calabazo y herramientas de hueso y madera.
La tecnología de sus artefactos de piedra que sobreviven en abundancia, fue la misma de los grupos precerámicos que en esa época se extendieron a lo largo de la cordillera
Occidental.
Lascas de piedra se utilizaron para pelar raíces, despresar animales y labrar instrumentos de madera y calabazo. Herramientas planas hechas de canto rodado se emplearon quizás como azadas para las prácticas agrícolas.
A mediados del siglo XX esta región se abrió a la colonización; los arados de los labradores y las palas de los guaqueros descubrieron un gran número de tumbas de una cultura de características singulares que es llamada de los Calima.
Las Ilamas
Con el paso de los siglos la agricultura desempeñó un papel cada vez más importante en Calima. Hacia el año 1500 antes de Cristo, agricultores sedentarios, conocedores de una amplia gama de cultivos, vivían en casas cómodas construidas en pequeños claros abiertos en la selva. Expertos alfareros dejaron en sus vasijas las primeras representaciones de los habitantes de esta región, gente de nombre olvidado que los arqueólogos denominan Ilama.
El territorio Ilama incluía las suaves colinas del valle medio de los ríos Calima y Dagua y se extendía hacia las vertientes del Pacífico.
La arqueología nos proporciona datos sobre sus cultivos, entre los que figuran la ahuyama, el fríjol, el arrurruz, los anones y algunas palmas. El maíz grano rico en proteínas y fácil de almacenar desempeñó un papel fundamental en el paso hacia el sedentarismo.
Fue plata sagrada, principal alimento de muchos pueblos americanos y constituyó la base económica que permitió el crecimiento y la estabilidad de las comunidades andinas.
Gracias a su eficiente economía agrícola, los Ilama formaron una sociedad compleja. Ajuares funerarios integrados por sofisticadas vasijas cerámicas, máscaras, cuentas y otras piezas de orfebrería elaboradas por especialistas, muestran la existencia de jerarquías sociales.
Las cerámicas muestran a la gente de aquella época sin ropa pero adornada con collares, brazaletes y ligas en los brazos. Las mujeres llevaban el pelo largo, mientras los hombres usaban complicados tocados y pintura corporal.
La base económica de la cultura Ilama fue la agricultura en primer orden y la pesca y caza en segundo renglón.
Los Ilamas cultivaban siguiendo el sistema de agricultura migratoria.
Los cultivos más comunes fueron maíz, yuca, frijol, y algunas variedades de legumbres
La alfarería fue otra actividad importante en el diario vivir Ilama. La materia prima utilizada por los Ilamas para hacer sus cerámicas era la alterita. Las formas de las cerámicas incluyen vasijas con formas antropomórficas y zoomórficas, y sellos entre muchas más.
Aunque no es muy común en las piezas ceramicas encontradas, los Ilamas utilizaban tres técnicas de decoración: incision, aplicación, y pintura. La pintura es de origen vegetal de color rojo y negro y usualmente se decoraban motivos geométricos.
En cuanto a la metalurgia, los Ilamas conocían las técnicas básicas de fundición, martillado y grabado en relieve.
Utilizaban oro, cobre, y aleaciones de estos dos. Elaboraban objetos rituales como narigueras, collares, pectorales, y máscaras. La existencia de una agricultura que produjera excedentes, además de la alfarería y la metalurgia indican que la cultura Ilama debió de tener una estratificación social que contara con agricultores, alfareros y metalurgos además de caciques, chamanes y guerreros.
Fuente: Cuadernillo del Diseño
Precolombino calima (cultura calima)
Catalina Morales Rojas
Taller 5 Centro de Diseño
VII A Diseño Gráfico
http://tallerdelaimagen.spaces.live.com
lacasona.publicaciones@gmail.com

lab.producciongrafica@gmail.com

Atlántico Colombia -Guía Turística

  

Atlántico Colombia -Guía Turística
Bienvenidos al Atlántico
Atlántico Turístico
Generalidades
Historia
Cultura y Tradiciones
Gastronomía
Artesanías
Fiestas y Eventos
Datos Útiles
Consejos para el Viajero
Bienvenidos al Atlántico
De poca extensión territorial, pero de gran riqueza hídrica y arquitectónica, el Atlántico es un excelente destino turístico en Colombia.
Constituye menos del 3 por ciento del territorio nacional y posee extensas, tranquilas y soleadas playas y balnearios sobre el Caribe. Lo atravieza el río Magdalena y el canal del Dique que lo separa de Bolívar, departamento del que formó parte aproximadamente hace 100 años.
Es un territorio de grandes espejos de agua, tales como ciénagas, lagunas y embalses; colinas pobladas de bosques húmedos; parques de conservación que preservan piezas con inscripciones que testifican su origen precolombino; fenómenos naturales lúdicos y medicinales; productos artesanales, fruto de las manos laboriosas y del ingenio de los nativos; fiestas folclóricas; y el importante carnaval de Barranquilla, la cuarta ciudad de Colombia y la más activa económicamente de la costa Norte. Pero sobre todo, la población atlanticense, franca, dicharachera, afable, servidora y amigable.
Atlántico es uno de los departamentos más concurridos por sus eventos culturales. Su nombre proviene del océano que baña la costa Norte de Colombia, el Atlántico.
Bello rincón engalanado por el paisaje tropical, posee centros artesanales, extensas playas, el mejor escenario deportivo del país, un espectáculo maravilloso que ofrece Bocas de Ceniza y la realización de la fiesta más representativa de la Nación en su capital, ‘La Arenosa’, Barranquilla.
Ferias y fiestas
Desde hace varios años, el Atlántico está posicionado como sede de grandes certámenes, los cuales se sirven de una infraestructura hotelera de buena calidad, e instalaciones y tecnología adecuadas. El Carnaval de Barranquilla, Patrimonio Inmaterial de la Humanidad reconocido por la Unesco, único en el mundo por su diversidad cultural, es una fiesta llena de alegría, música, representaciones y comparsas que recogen tradiciones basadas en la creatividad de los pueblos.
Sol y playa
El Carnaval de las Artes rinde homenaje a grandes creadores del mundo y da a conocer su vida y su obra. Barranquilla es un espectáculo musical y cultural reconocido como uno de los festivales jóvenes del Caribe con mayor proyección. Plataforma K, proyecto creativo de la Cámara de Comercio de Barranquilla, promueve la competitividad en el sector del diseño y de la moda. Sabor Barranquilla es un evento que enaltece y promueve las tradiciones culinarias de la región Caribe desde una perspectiva universal y patrimonial; y el Encuentro Nacional e Internacional de Teatro Enitbar, busca la generación y formación de público, la construcción de ciudadanía y la gestión cultural y empresarial.
En el Atlántico, a menos de 30 minutos de la capital, hay playas encantadoras para descansar y tomar el sol. En jurisdicción de Puerto Colombia está el sector de Sabanilla en cuyas proximidades se encuentra el balneario de Salgar. Santa Verónica, en el municipio de Juan de Acosta, es otra de las alternativas más solicitadas. En jurisdicción del municipio de Tubará, Caño Dulce y Puerto Velero, la playa que Colombia ha tomado como modelo de organización, se ha convertido en un moderno y selecto destino turístico que brinda no sólo la belleza natural de su paisaje, sino además comodidad y espacios ideales para desarrollar diferentes actividades en el mar Caribe.
Deportes y aventura
En el departamento son ilimitadas las opciones de pesca de mar y de agua dulce. En el mar Caribe se practica la pesca de altura, pero también pescadores aficionados pueden practicarla a orillas del mar y en las ciénagas. Hay una gran cantidad de espejos de agua, propicios para la práctica de actividades como el canotaje y kayakismo, especialmente  en los lagos del Caujaral y las ciénagas del Totumo y Luruaco. Las colinas del interior del departamento son utilizadas por parapentistas de todo el país. En numerosas bahías y lugares cercanos a las playas, los vientos ofrecen facilidades para el kitesurf y algunas modalidades de velerismo.
Lugares cercanos a Barranquilla están siendo utilizados para practicar el surf. Los aficionados al automovilismo encuentran un autódromo especializado para la modalidad de piques de un cuarto de milla, que se complementa con una pista para el karting.
En el departamento funcionan varios clubes donde se practica el golf. Entre paisajes marinos y lacustres se encuentran campos de alta calidad y mantenimiento, con el silencio, el reposo y la belleza característica de estos lugares.
Playas como Puerto Velero, Santa Verónica, Caño Dulce, Sabanilla y Pradomar se han convertido en perfectos escenarios para la práctica de deportes náuticos como kayak, motos acuáticas, kitesurf y windsurf.
Fuente: Atlántico Colombia -Guía Turística


Timbío es un municipio ubicado en el departamento de Cauca

Timbío es un municipio ubicado en el departamento de Cauca situado a 13 kilómetros de Popayán, la capital del departamento. Pertenecien...